Cinco años sin Jhonander: no hay olvido para las víctimas del SAR

Imagen
Jhonander Ojeda Alemán, junto a un Superpuma del SAR del Ejército del Aire donde sufrió dos accidentes, el segundo de ellos mortal. Hay tragedias que conmueven profundamente a la sociedad y víctimas a las que nunca arrinconará el olvido. Hoy hace cinco años de la muerte de Jhonander Ojeda Alemán, el joven militar de Telde que perdió la vida en un helicóptero del SAR caído al mar el mismo día de su cumpleaños, el 22 de octubre de 2015, solo año y medio después de un primer accidente en el que perdió a cuatro de sus compañeros y él logró sobrevivir casi milagrosamente. El joven sargento Jhonander habría cumplido este jueves 32 años, pero un golpe de fatalidad segó su vida abruptamente cuando regresaba de unas maniobras militares en Senegal junto al capitán José Morales y el teniente Saúl López. El caso, ya muy trágico por la pérdida de tres vidas, acumuló dramatismo en dosis extraordinarias por varios motivos. El primero, el hecho de que el joven sargento hubiese sido año y medio antes e

Las vidas perdidas del Covid



Los contagios de Covid se van estabilizando poco a poco y "solo" suben en 70 nuevos casos en Gran Canaria. Pero la pandemia se ha cobrado entre ayer y hoy nueve vidas en Canarias, entre ellas la de una persona de solo 23 años. Dice la estadística que casi todos los fallecidos eran de edad avanzada y que la persona joven tenía patologías muy graves. Tristísima manera de relativizar las muertes.

Que fueran mayores o que tuvieran otras enfermedades no hace estas muertes menos trágicas para quienes se fueron o para sus familias. Pero así es la retórica del poder y también del periodismo desde que comenzó esta pandemia. En España y en Canarias. Si se ralentizan los casos, pero suben los decesos, allá va la verdad oficial a relativizar esas muertes. Era un anciano, o era fumador y mayor de 60, o era joven pero tenía cáncer o leucemia... La gélida frialdad con que la verdad oficial encubre o trata de encubrir todo aquello que el poder pudo hacer y no hizo para evitarlo.

Y así con los 29.848 fallecidos que contabiliza la estadística oficial. Para los otros veinte mil que también se fueron y ni siquiera son contabilizados, ni eso. Ellos no merecen ni la cínica diplomacia de la relatividad.


Comentarios

Entradas populares de este blog

Decenas de inmigrantes se contagian de Covid atrapados en la Casa del Marino: "Salí llorando, no se puede ni respirar"

Gran Canaria se asoma sin remedio al abismo del Covid

La pandemia avanza sin control en Las Palmas de GC: los casos se triplican en diez días