viernes, 28 de marzo de 2014

"Estamos viendo efectivamente que hay un Boeing 737 en el agua, movilicen todos los medios por favor"

Los audios del falso accidente: Un hombre sin identificar que hablaba en nombre del aeropuerto de Gran Canaria dio por hecho a una operadora del 112 que había un avión flotando en el mar

Un controlador aéreo reportó al 112 el dato transmitido por un piloto, según el cual había "un avión grande en el mar". El 112 ya tenía una alerta desde 25 minutos antes y había avisado a Salvamento Marítimo


Teresa Cárdenes, Las Palmas de Gran Canaria

El polémico tuit del @112Canarias.
¿Aclararán hoy AENA Aeropuertos o AENA Navegación quién fue el hombre que realizó desde el aeródromo de Gando la llamada al 112 a través de la red Tetra en la que se dio por hecha con total certeza la caída de un Boeing 737 frente al centro comercial Las Terrazas de Jinámar? ¿Aclarará alguna de las dos dónde se encuentra el terminal Tetra habilitado para notificar situaciones de emergencia y que según el Gobierno canario está situado en el centro de control aéreo? ¿Intervendrá el Ministerio de Fomento en la batalla abierta tras el polémico tuit del 112 Canarias que desató un descomunal embrollo? ¿Saldrá AENA Navegación en defensa de los profesionales de control aéreo que ayer recibieron y comunicaron al 112 el comentario de un piloto que creyó ver "un avión grande flotando en el mar" y que previamente habían dado aviso al Servicio Aéreo de Rescate para que comprobara si se había producido un accidente?





¿Debió el 112 Canarias lanzar ese tuit sin ningún matiz de precaución antes de que los efectivos movilizados se cercioraran de que había caído un avión al mar? ¿Es prudente y conveniente para Canarias y su industria turística que las instituciones que han de velar por la seguridad de las personas se enzarzen ahora en una trifulca causada por un desafortunado tuit? Y la pregunta más importante: una vez cometido el error y comprobado que se trató de un descomunal malentendido que se agigantó en círculos concéntricos por el efecto viral de internet y de las redes sociales, ¿es bueno para Canarias y España convertir un ridículo momentáneo en una batalla campal de acusaciones cruzadas, poniendo en entredicho en un momento de extrema sensibilidad la actuación de quienes tienen un papel capital en la seguridad aérea?

La espiral de la confusión sólo puede combatirse con datos. Veamos ahora qué se decía en dos de las tres llamadas del aeropuerto que el 112 Canarias recibió ayer. De momento, solo se conoce el contenido de dos de ellas.

LLAMADA UNO. Recibida en la sala del 112 Canarias a las 14,50 horas. La realiza un hombre con acento canario de cuyo tono se desprende que está nervioso, pero de cuyas palabras no queda nada claro de dónde sacó el dato (que él da por confirmado) de que ha caído un avión al agua. Habla con una operadora de la sala del 112. El Gobierno asegura que esta llamada se hizo a través de un terminal Tetra (previsto justamente para notificar emergencias) y sostiene que ese aparato está localizado en el centro de control aéreo. Los controladores consultados por esta periodista niegan que ese terminal esté situado en la sala de control, físicamente separada de la torre de control y ubicada en un espacio cerrado, lleno de pantallas, pero sin ventanas al exterior. Según la misma fuente, en la sala sólo hay dos tipos de teléfono, uno de ellos habilitado para comunicaciones con la base militar anexa, pero no un terminal Tetra. Nadie parece saber quién es la persona que hace esta llamada, que el Gobierno no ha identificado. Lo único que está claro es que habla en nombre del aeropuerto.

-- Hombre: ¿Me copiaste?
-- Sala 112: Adelante, aeropuerto, adelante
-- Hombre: Por favor, ¿me confirma que me copias?
-- Sala 112: Afirmativo, ahora se le copia. Proceda, aeropuerto de Gran Canaria...
-- Hombre: Mira, te comento, estamos viendo efectivamente que hay un Boeing 737 en el agua frente a Las Terrazas en Jinámar y está flotando. Repito, está flotando, no se ha hundido, por favor movilicen todos los medios disponibles.
-- Sala 112: Aeropuerto de Gran Canaria, ¿confirma usted que es un Boeing?
-- Hombre: Afirmat... Boeing 737, está flotando, no se ha hundido, movilicen todos los medios disponibles, por favor.
-- Sala 112: Aeropuerto de Gran Canaria, le confirmo todos los, todos los recursos están dirigiéndose a la zona
-- Hombre: Copiado, muchísimas gracias.

LLAMADA DOS. El Gobierno sostiene que se recibió en la Sala del 112 a las 14,51, solo un minuto después. En este caso no se indica que se trate de un terminal Tetra. Habla un hombre de acento peninsular que se identifica como controlador aéreo de torre y se comunica con un interlocutor del 112 que ya no es la operadora de la llamada anterior, sino el jefe de sala. De la conversación se infiere que el controlador reporta el dato que le ha trasladado un piloto sobre algo que la sala del 112 ya conoce. De hecho, el jefe de sala explica que 25 minutos antes, "desde la primera alerta", ya había avisado a Salvamento Marítimo. Se desconoce quién dio esa primera alerta, dado que la diferencia entre estas dos llamadas es de solo un minuto.

-- Hombre: Hola, buenas, ¿con quién hablo?
-- Sala 112: Con el jefe de sala de aquí de Emergencias
-- Hombre: Ah, vale, estoy, estoy... soy controlador aéreo de la torre de Gran Canaria. Era para, ya que, el último avión que ha despegado ha confirmado que se trata de un avión grande lo que hay en el agua a la altura de Jinámar.
-- Sala 112: Vale, ¿tienes, tienes datos de algo...?
-- Hombre: No, pensamos que, llevo un rato pensando qué avión es, parece que es un TUI, está avisado el SAR, el servicio de búsqueda y rescate, también los bomberos.
-- Sala 112: Vale, ehm, yo avisé desde la primera alerta a y veinticinco, hace 25 minutos a Salvamento Marítimo y está mandando también, ¿eh?







No hay comentarios:

Publicar un comentario